¡VACUNAS COMESTIBLES!

Posted on

Se trata de vacunas contenidas en frutas u hortalizas, y que al ingerirlas en estos alimentos nos protegen contra determinadas enfermedades.

Esto es posible gracias a la biotecnología vegetal, que permite no sólo mejorar los cultivos y los alimentos, sino también producir en las plantas compuestos que nada tienen que ver con éstas. En el caso de las vacunas comestibles, se transfiere a la planta un gen del agente infeccioso, para que ahora sea la planta quien fabrique el producto de este gen en las hojas, tubérculos o granos. Este nuevo compuesto se denomina “antígeno”, y al entrar en contacto con la mucosa del tracto digestivo genera una respuesta inmune protectora.

Esto quiere decir que cuando ingrese el patógeno, nuestro organismo podrá defenderse de la infección. Además de evitar los pinchazos, las vacunas comestibles tienen otras ventajas: son baratas y no requieren de refrigeración para ser almacenadas. También los animales se podrán beneficiar con esta tecnología, tal es el caso de la alfalfa modificada genéticamente para proteger al ganado de la fiebre aftosa, de plantas de tabaco que producen una vacuna contra el rotavirus bovino y de plantas de papa transgénicas que combaten la enfermedad de Newcastle en aves.

Syringe needles pushed into tomatoes

Anuncios

Un comentario sobre “¡VACUNAS COMESTIBLES!

    Maria escribió:
    21 diciembre, 2015 en 6:09 pm

    Me interesa mucho
    Seria genial sobre todo para los que tenemos fobia a las agujas además del ahorro

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s